Conflicto en Policía sobre horarios y jornadas durante las Fiestas Populares: ¿dónde está el acuerdo?

Recientemente se ha desarrollado un conflicto en Policía local al que el resto de la plantilla ha sido ajeno, pero cuyas enseñanzas son de interés para todos. El 3 de junio una nota informativa fijaba por el Equipo de Gobierno las jornadas y horarios de Policía Local para las Fiestas Populares.

La instrucción significaba insuficientes tiempo de descanso, con encadenamientos de jornadas laborales de hasta 14 días, y una injusta distribución de la carga del trabajo, críticas en las que coincidíamos con CCOO, CSIT y UPM.

Según el relato a posteriori del Equipo de Gobierno, era una nota para abrir una negociación. Sin embargo fueron el amplio descontento, el anuncio de movilizaciones y una incipiente unidad de acción sindical pivotada sobre CCOO-CSIT-COBAS-UPM, las que tras reiteradas negativas forzaron al Equipo de Gobierno a sentarse a hablar. Desde ese momento lo que se inició de hecho fueron una serie de maniobras del Equipo de Gobierno para romper la frágil unidad sindical, ganar tiempo y ceder lo imprescindible para alcanzar sus objetivos.

COBAS desde un principio defendió la idea de reivindicar la retirada de la instrucción y la convocatoria de una Junta de Personal extraordinaria para alcanzar una posición común y someter la cuestión a una asamblea de trabajadores. Una idea en la que inicialmente coincidieron UPM, CSIT y CCOO…  mientras el resto se las arregló para no manifestarse o no estar en los foros que a largo de esos días establecimos para hablar entre los sindicatos.

La Junta de Personal efectivamente se convocó para el día 10 a las 11:30 horas. Pero, ¡oh sorpresa!, el Equipo de Gobierno convocó a todos los sindicatos el mismo día a las 12:00 horas sin orden del día fijado. En ella COBAS reiteró la conveniencia de celebrar previamente la reunión de la Junta de Personal, pero está quedó pospuesta por parte de su presidente, hasta después de la reunión Equipo de Gobierno – sindicatos.

Lo máximo que conseguimos fue una reunión para consensuar posturas entre COBAS, UPM, CCOO, CSIT y CCPM, que se celebró antes de la reunión con el Equipo de Gobierno. En ella defendimos exigir la retirada de la instrucción, recepcionar la nueva propuesta del Equipo de Gobierno (que se nos dijo había sido “explicada” a UPM, UGT, CCPM y CSIF en reuniones bilaterales) y que la Junta de Personal la estudiara. Nuestra propuesta contó con el silencio generalizado… en esta reunión nos enteramos de que también se celebraría otra entre UPM, UGT, CSIF y CCPM previa a la reunión con el Equipo de Gobierno.

La reunión con el Equipo de Gobierno discurrió por los cauces previsibles: nadie pidió la retirada de la instrucción, el Equipo de Gobierno presentó una nueva propuesta y dijo estar dispuesto a escuchar y consensuar y, ¡oh nueva sorpresa!, UPM-UGT-CSIF-CCPM presentaron una contrapropuesta. La nueva lógica derivó en un mercado persa en el que se discutía cambiar el derecho al descanso por dinero (en forma de gratificaciones o de horas extraordinarias, que es lo que el Equipo de Gobierno dijo que podía admitir legalmente) o días libres. La contrapropuesta sindical incidía en que la aceptación fuera siempre “de forma voluntaria” por los policías, que se acogerían a los horarios y turnos fijados a cambio de horas extraordinarias y compensaciones de días.

En un receso de la reunión COBAS, CCOO y CSIT presentamos también una contrapropuesta basada en una fórmula acordada entre CSIT y CCOO que no implicaba horas extraordinarias y repartía de forma más justa e igualitaria la carga de trabajo. El Equipo de Gobierno manifestó que era “una buena propuesta” pero “irrealizable” este año. Quedó en vía muerta y se volvió a imponer la lógica del mercado persa.

Así las cosas, se volvió a convocar una reunión el viernes 12 de junio a las 8:30 horas para cerrar la cuestión y dar tiempo al Equipo de Gobierno a contestar a dos cuestiones concretas pendientes y a los sindicatos a consultar a sus afiliados. CCOO, mientras, había convocado asambleas en el inicio de los turnos para informar del estado de la cuestión. A una de estas asambleas la empresa impidió asistir a COBAS (ver comunicado nº 6).

La reunión del viernes se inició con una renovada propuesta conjunta Equipo de Gobierno-UPM-UGT-CSIF-CCPM. La propuesta de CCOO-COBAS-CSIT no llegó ni a considerarse porque además de “irrealizable” no había sido recibida en el correo electrónico del Equipo de Gobierno por “problemas técnicos”. La idea de que los “voluntarios” podían salir de cualquier turno y arrastre decidió finalmente a CCOO y CSIT a manifestar que “si aparecían los 19 voluntarios ellos desconvocarían las movilizaciones anunciadas” lo que el Equipo de Gobierno tradujo en un “sí a la propuesta condicionado a la aparición de los voluntarios necesarios”.

Entre tanto, el Equipo de Gobierno anunció que mientras aparecían o no los voluntarios, irían decretado jornadas y horarios, que sólo se alterarían si los voluntarios aparecían. Además hizo una serie de promesas y manifestaciones de buena voluntad para la próxima negociación colectiva.

COBAS anunció en la reunión que no nos sumábamos al acuerdo por tres razones:

  • Porque no corresponde a un sindicato negociar a la baja respecto a los derechos laborales fijados por ley, en este caso en lo referido a los tiempos de descanso y condiciones de las jornadas y horarios.
  • Porque no podemos dar por bueno como sindicato que las relaciones laborales descansen sobre la existencia de “voluntarios”, que es tanto como abrir la vía a un marco de relaciones laborales individualizadas en las que el trabajador lleva todas las de perder y la empresa todas las de ganar, con un retroceso de garantías y derechos para el conjunto de la plantilla. Entendemos que este tipo de relaciones tóxicas interesen a la empresa pero no nos cabe en la cabeza que sean avaladas por organizaciones sindicales
  • Porque, por activa y por pasiva, acuerdos de este tipo suponen una quiebra de la negociación colectiva y suponen una hipoteca para el conjunto de la plantilla.

Finalmente, después de todo este barullo, lo de siempre… ¿DÓNDE ESTÁ EL ACUERDO? A fecha de hoy no conocemos el texto final ni quien lo ha firmado.

NOSOTROS NOS REITERAMOS EN NUESTRO MÉTODO SINDICAL: NEGOCIAR PARA TODA LA PLANTILLA, CONSULTARLA, UTILIZAR LOS ÓRGANOS DE REPRESENTACIÓN Y REPUDIAR LAS REUNIONES SECRETAS CON LA EMPRESA.

La cara del fascismo

Por segunda vez en un corto espacio de tiempo la empresa vuelve a prohibirnos la entrada en el edificio de Policía Local. En el contexto del conflicto que se ha producido por la promulgación de la orden sobre horarios a realizar por el colectivo de policía durante las próximas Fiestas Populares, CCOO había convocado asambleas el día 11 en los cambios de los tres turnos para informar sobre los hechos y las propuestas que se barajaban, invitando a que acudieran los otros sindicatos.

De los sindicatos, sólo nosotros acudimos al cambio de las 6:30 de la mañana, y pudimos manifestar nuestras posiciones sin problema. Pero al presentarse nuestro delegado sindical Manuel Granda y nuestra representante electa a la Junta de personal Almudena Gaviña a la convocada a las 2 de la tarde, el sargento jefe de servicio nos informó verbalmente que en el transcurso de la mañana el Jefe de Policía Local había dado una instrucción para que se prohibiera la entrada al edificio al “personal civil”.

Pedimos que nos informara personalmente el citado Jefe, a lo que se negó, al igual que tampoco se nos dio copia de la citada orden. Lo único que nos quedó por hacer fue pedir que figurara la incidencia en la hoja de servicio de lo ocurrido, de lo que tampoco nos dieron copia, alegando que sólo la podía pedir un juez o nuestro abogado… algo que desde luego vamos a hacer.

Dadas las circunstancias no hemos acudido al cambio de turno de noche, con lo que por segunda vez nos han impedido ejercer el derecho democrático elemental de informar a los trabajadores y expresarles nuestras ideas.

Es la segunda vez que a representantes elegidos por los trabajadores/as se les impide ejercer sus derechos. Nuevamente se reprime a nuestro sindicato por no ser dóciles al gobierno del PP. Tras estas acciones se dibuja el rostro del fascismo, el oscuro deseo de que los trabajadores no tengan medios para defenderse.

COBAS va a defenderse, pero lo hacemos no sólo para defender nuestros derechos, sino para defender en primer lugar el derecho de todos los trabajadores/as a la libertad sindical, incluida la de otras organizaciones sindicales con las que no estamos políticamente de acuerdo.

Los árboles y el bosque

Asistimos a uno de esos momentos clásicos de sobredosis de comunicados… faltábamos nosotros. Parece que UGT y CSIF van rectificando lo que firmaron en su día: ahora piden que se recupere la jornada de verano. Y se ven obligados a pedir el “reinicio” del proceso de consolidación y funcionarización…

A nosotros los árboles no nos impiden ver el bosque. En primer lugar reinciden en su práctica de actuar al margen de los órganos elegidos democráticamente por la plantilla: se dirigen directamente al alcalde en funciones y pretenden seguir actuando a solas con la empresa.

Claro que entre ellos tendrán que ajustar algún pequeño detalle, porque gracias a su mayoría en el comité de empresa UGT se quedó con su presidencia y secretaría para impedir que funcione, desairando a CSIF y demostrando que quiere obtener la exclusividad en las relaciones con la empresa. Ambos pretenden profundizar en su práctica de ser los sindicatos de la empresa y en el oscurantismo como método de funcionamiento, pero no perciben que el PP ha perdido la mayoría en la representación de los trabajadores. Olvidan que no tienen mayoría en la Junta de personal, y que siendo la jornada materia de negociación colectiva, toda variación en la misma implica que se la convoque a ella o a la mesa general de negociación.

También olvidan que a pesar de su mayoría absoluta al límite, el PP difícilmente podrá en esta legislatura seguir tratando el Ayuntamiento como su cortijo. Ha variado la composición de los grupos municipales, hay otra correlación de fuerzas a nivel nacional, todavía no se sabe que ocurrirá con la Comunidad de Madrid… y ya veremos en que acaban las sombras “púnicas” que planean sobre nuestra localidad.

CCOO se apunta al tema demostrando que ellos ya pidieron más y antes, eso sí, al menos no pretenden hablar directamente con el alcalde.

Entre tanto barullo nosotros simplemente apuntamos: ¿no sería más adecuado hacer que funcionen de modo ordinario los órganos de representación, como ha empezado a hacerlo la Junta de personal? ¿no se debería pedir la opinión a la plantilla ante el periodo que se inicia?

Y para acabar, un chiste freudiano: en su escrito pidiendo la convocatoria de la “mesa técnica”, UGT da la enhorabuena al PP por los “resultados obtenidos en las recientes elecciones”, fechándolo el 20 de mayo… ¡cuatro días antes de las votaciones!. ¿Les perdía la ansiedad por el destino de sus compays o les traicionó el subconsciente revelando sus deseos?

LA JUNTA DE PERSONAL INICIA SU TRABAJO

Como anunciamos en nuestro anterior comunicado, mientras los órganos deciden si aceptar nuestras propuestas de publicar con antelación los órdenes del día y las actas de sus reuniones, nosotros supliremos esta deficiencia en la medida de nuestras posibilidades.

El pasado 27 de mayo la Junta de Personal inició su trabajo adoptando las siguientes decisiones:

  • Estamos trabajando sobre los borradores del Reglamento de funcionamiento interno aportados por CCPM, CSIF y CCOO. CO.BAS aportará propuestas para garantizar el máximo grado de proximidad, transparencia y participación de los trabajadores/as en este órgano.
  • A propuesta de CO.BAS, se aprobó solicitar a la empresa una cuenta de correo electrónico que permita informar a toda la plantilla de los acuerdos e información de interés que emanen de la Junta de Personal.
  • A propuesta de CCOO y CO.BAS, se aprobó solicitar al presidente del Tribunal de las oposiciones de las cuatro plazas de sargento, recientemente celebradas, aclaraciones sobre el papel de la anterior Junta de Personal en este proceso selectivo. En el escrito también se reclamará clarificar el papel de los observadores en estos procesos, abogando porque sus funciones garanticen una mayor transparencia y garantías en futuras convocatorias.
  • A propuesta de COBAS, el presidente de la Junta de Personal solicitará información sobre el estado actual de los procesos de funcionarización y consolidación.
  • A propuesta del CSIT, se solicitará reunión para tratar el tema de los horarios de la Policía Local en las próximas Fiestas Populares.
  • La designación de los delegados de prevención quedó suspendida para aclarar el número que corresponden.

REPRESIÓN SINDICAL

El pasado 28 de mayo cuando nuestros delegados/as se dirigieron al edifico de policía para repartir nuestro anterior comunicado se les prohibió la entrada. Denunciamos que no se nos permita ejercer el deber elemental de informar a los trabajadores allí ubicados, mientras el resto de sindicatos puede hacerlo libremente. Vamos a utilizar todas las vías legales para que hechos intolerables como éste no se vuelvan a repetir.

Tampoco hemos podido difundir el citado comunicado a la plantilla por correo electrónico, como normalmente veníamos haciendo. Si se confirma que fuera obra del equipo de gobierno actuaremos en consecuencia.